CCOO denuncian el recorte de plantilla en las Unidades de Reparto de correos

CCOO denuncian el recorte de plantilla en las Unidades de Reparto de las localidades más importantes del Campo de Gibraltar desde el 2012. En Algeciras se han eliminado 21 puestos de reparto (carteros/as), en La Línea se han suprimido 5 puestos de trabajo en reparto. En el resto de las localidades, Los Barrios, Guadiaro, Tarifa la reducción está en torno al 15 o 20%. Mientras en San Roque se ha cerrado la Cartería y el reparto en el término municipal se realiza desde la Cartería de La Línea con la merma en la calidad del servicio al disponer de menos horas para el reparto y poner en riesgo la integridad física de los carteros/as que supone ir en motos desde la Línea hasta San Roque otro problema añadido a esta medida es el hacinamiento de la plantilla en la Cartería de la Línea. Este recorte que la Empresa Publica Correos ha impuesto y continua en aumento esta condenando a esta Comarca a un empeoramiento del servicio público. Y, aprovechando la situación de la pandemia se está dejando sin cobertura las bajas, las vacaciones, los permisos, etc.

Las consecuencias de este brutal recorte de plantilla está afectando gravemente a la prestación del Servicio Postal Universal pues tanto la Ley Postal como la Directiva Postal obliga a correos a reparto de al menos 5 días a la semana, actualmente se esté repartiendo en la mayoría de las zonas del Campo de Gibraltar cada cinco, diez o quince días, dependiendo de las zonas y cada dos o tres días el correo comercial en detrimento del Servicio Público (cartas, notificaciones….., citaciones medicas que muchas de ellas cuando se le entrega al usuario ya ha pasado el día de la consulta médica….), también está afectado a la salud del conjunto de la plantilla.

Esta actuación de recorte y deterioro del SPU es absolutamente incomprensible para CCOO en la Comarca del Campo de Gibraltar con una entidad poblacional, social y económica indiscutible, va en dirección contraria al fortalecimiento del servicio público que presta y que, de forma cínica, tanto predica defender el presidente de Correos puesto que les “roba” a ambas una herramienta clave para su vertebración económica y social como es el servicio de Correos.

CCOO rechazan radicalmente esta actuación al considerar que no concurren las causas legales para llevarla a cabo este recorte de plantilla y porque, además, y, sobre todo, ahonda en la merma del servicio público que presta Correos, que debe jugar un papel vertebrador relevante y que la Dirección de la empresa quiere dejar en segundo plano. Esta eliminación de plantilla no aporta ninguna mejora al servicio público que se presta en esta población y conllevará el recorte de dicho servicio, una peor prestación, además de un debilitamiento socioeconómico de los mismos.